miércoles, 11 de marzo de 2009

Sin miedo.........

Bueeeeno...... tras este cortocircuito cerebral que he tenido (creo que he podido arreglarlo....) vuelvo mas positiva que nunca (bueno, no tanto...). Total de que nos sirve preocuparnos de algo que no podemos controlar??????? de nada, solo nos sirve para ponernos nerviosos y eso no es bueno.
La opción que tenemos es la de cuidar nuestro cuerpo lo mejor posible, disfrutando, sin presiones y sin estreses y eso es lo que venía haciendo y seguiré haciendo (mas que nada porque me gusta).
Hoy una receta de fiesta!!!! Todos los días hay que celebrar la vida (es un topicazo, lo sé, pero es cierto) y hoy la celebramos con: Buey de mar.
Buey de Mar:
Ingredientes
-Un buey de mar vivo (creo que era chica).
-Una cebolla.
-Sal.
-Aceite de oliva virgen.
-Un diente de ajo.
-Coñac o brandy o Jerez. (1/2 vaso de los de vino)
-Pimienta negra recién molida.
Ahora viene lo peor de la receta: Hay que cocer al animalito vivo, ¿cuánto tiempo hay que cocerlo????? Pues 15 minutos de cocción por kilo de Buey de mar y hay que añadir 5 minutos por cada medio kilo de más que tengamos, por lo tanto, lo primero es pesar el buey (o mirar el ticket de compra que ahí viene el peso) y calcular el tiempo de cocción según ese peso. Yo lo tuve cociendo 20 minutos.
Sacamos el buey del agua, separamos las patas del caparazón, abrimos el caparazón, el jugo que suelta lo reservamos (no se tira), sacamos lo comestible y lo reservamos. Limpiamos bien el caparazón y lo reservamos para presentar en él el plato.
Pelamos y partimos finitos el diente de ajo y la cebolla, los ponemos a pochar en una sartén con un par de cucharadas de aceite de oliva (a fuego medio-bajo), cuando ya esté la cebolla transparente subimos el fuego a fuego fuerte y añadimos el coñac y el jugo del buey, dejamos que se evapore el alcohol y añadimos la carne del buey y salpimentamos al gusto. Revolvemos bien la mezcla y probamos el sabor, apagamos el fuego.
Presentamos en el caparazón con sus patas a los lados (como si estuviera entero), con unas tostaditas de pan para pringar el buey y un cascanueces para las patas.
Besos a tod@s!!!!!

10 comentarios:

Noema dijo...

Me alegro que vengas con tanta energía, y lo de celebrar la vida, nada de topicazos, es como tiene que ser. Al igual que celebrar la "normalidad", que sólo se echa en falta cuando tenemos que afrontar malos tiempos.
Pero no sé, celebrar la vida escaldando directamente a un pobre animalito, no sé, un poco contradictorio ¿no? Jo, chica, vas de extremo a extremo, jaja. No te lo tomes a mal, a mí me encantan estos "bichos" (es sólo para picarte un poco ;-).
Un lujazo de plato, sí, señora

salvia dijo...

Hola Noema!!!! He de decirte que no creas que fue agradable......lo de escaldar a la pobre bichita....es la primera vez que escaldaba a un animalito vivo y ya se lo dije a mi costillo: "la proxima vez haces tu de matarife, que yo estas cosas....me miraba con esos ojillos saltones...", mejor pensar que la energía ni se crea ni de destruye sino que se transforma.....
A mi el marisco en general no me emociona (me gusta pero...) pero a mi chico le encanta!!!! así que fue una especie de regalo.... me alegro de que te guste, un besazo!!!!!

Oxiniña dijo...

A veces un día normal es más especial que los que nos imponen como fiestas. Lo más bonito es desde tu buen estado de ánimo celebrar tu Salud que no es poco y, o te comes estas cosas ahora, que no tienes colesterol, o como esperes a que sea fiesta e ir a la peluquería lo tienes claro jajajajaj.
Me alegro de que lo disfrutaras, me ha hecho gracia eso de matarife jejeje.
Un abrazo.
Oxiniña

salvia dijo...

Aaaayyyy Dios mio!!! que no te conocía con este nombre!!!! (he tenido que picar para ver el enlace....) Tienes toda la razón ¿para qué esperar a que sea fiesta para celebrar la vida, la salud, la "normalidad"?????? Un besote!!!!! (la palabra matarife se usa mucho en mi tierra...)

Ivana dijo...

Me alegra esa positividad!! Y disfrutar cada momento es tan esencial, disfrutar el ahora!! guau!!
La recetita buena, buena!!
Besitos

Bea dijo...

Hola Salvia, me he quedado un poco plof al leer tu post anterior, que se me había pasado.

No hay nada más que yo tenga que añadir a lo que te han, dicho, pero nadie más que tú sabrá lo que tiene o quiere hacer.....

Eso sí, el ser optimista y positiva ayuda mucho ante cualquier adversidad de la vida....y ya si te tomas y buey como el que nos presentas, con un poquito de vino, tedrás subidón durante unos días ( por lo menos)

Un beso muy fuerte. Bea

Guindilla dijo...

Hola Salvia!

¡Tiene una pinta estupenda! ¿Has probado el buey de mar en el chino de la Plaza Luna? Está delicioso :-)

Una preguntita. ¿El animal lo metes en agua hirviendo? ¿O lo pones en agua fría y lo pones después al fuego?

Un abrazo.

Caminarsingluten dijo...

Estupenda recetas que se parece mucho a como nosotros preparamos este animalito, que está riquisimo.

Además, es una receta receta perfecta sin gluten y muy, muy rica.

Besotes.

Ana y Víctor.

salvia dijo...

Hola Ivana!!! Muchas gracias!!! El ahora es lo único que tenemos!!! (otro topicazo real) así que a disfrutarlo!!!! Un besazo!!!

Hola Bea!!! Gracias!!! Desde luego el subidón que da es bueno bueno (el del buey eh????). Un besote!!!

Hola Guindilla!!! Te diré que mi costillo tiene adicción por el buey del chino de la calle luna, de verdad que la camarera ya le mira, sonríe y le dice ¿cangrejo???, la verdad es que está bueno, bueno, tengo mucha curiosidad por saber la receta dichosa......
Yo el animalito lo metí en agua ya hirviendo y me tenías que ver con las pinzas para coger al bicho.... el pobre pataleando (lentamente,eso si...) lo metí y cerré la tapa para no verlo..... me dio dolor de corazón....... ah!!! y eché sal en el agua (creo que no lo he puesto en la receta). Un besazo!!!

Hola Ana y Víctor!!! Muchas gracias!! me alegro de que os guste y si!!! es sin gluten, se me había olvidado ponerlo pero ya lo he puesto!!! Besotes!!!

Zerogluten dijo...

Así me gusta guapísima, positiva 100%. Te veo muy naranja y eso es maravilloso.
Por cierto, no es mala celebración este buey de mar, eh? jaja.
Besitos sin gluten